Un gobierno hipócrita; farol de la calle…

Dr. Shivago
dr_pin_shivago@hotmail.com 

Dígame usted si no vivimos en el país del absurdo.

Por un lado está el Gobierno de México, encabezado por Andrés Manuel López Obrador, exigiendo que la Organización de Estados Americanos (OEA) valore como crimen de odio y de lesa humanidad el ataque de un supremacista en una tienda Walmart en El Paso, Texas, donde ocho de las 22 víctimas eran de origen mexicano, y por otro lado desestime los más de 20 mil asesinatos registrados durante los casi nueve meses de la presente administración, lapso en el cual mes a mes se van rompiendo los récords existentes en la materia.

En este sentido, la representante permanente de México ante la OEA, Luz Elena Baños Rivas expuso lo siguiente mediante un video subido a su cuenta de tuiter:

Luz Elena Baños

México se ha distinguido por la protección de los mexicanos en el exterior como pilar fundamental de su política exterior (…) La OEA tiene un engranaje jurídico fuerte para hacer una condena ante los hechos acontecidos”.

De fondo, quizás la exigencia sea correcta, se ajusta a los lineamientos de protección de los ciudadanos mexicanos viviendo en el extranjero, pero lo que no tiene sentido es que en nuestro país, aquí mismo en México, sigan ocurriendo masacres, como la del pasado martes por la noche en un antro de Coatzacoalcos, Veracruz, donde 26 personas, sí, 26 personas, todas mexicanas, fueron arteramente asesinadas, y sin embargo no veamos el mismo interés de las autoridades por condenar tales hechos,preocupándose más por intentar culpar de tales hechos a autoridades ligadas a la pasada administración en esa entidad.

Tampoco vimos un posicionamiento de rechazo, o siquiera condolencia de parte de la Prejidencia de la República, o de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, ante los hechos donde tres hermanas menores de edad, una de ellas de escasos cuatro años, fueron vilmente masacradas hace unos días en Ciudad Juárez, Chihuahua durante un aparente caso de ajuste de cuentas.

Ni hablar de las ya muy recurrentes masacres y ejecuciones masivas que se han dado en entidades como Michoacán y Jalisco, e incluso el mismo estado de Veracruz, donde las víctimas presumiblemente son miembros de bandas del crimen organizado, pero hombre, fregado, ya lo dijo el prejidente López Obrador, ellos también son pueblo y deberían tener salvados sus derechos civiles, digo, poniéndome a tono con la nueva política anti-delincuencial donde ni esa gente debe ser tocada ni con el pétalo de una rosa.


EL FRACASO DEL “ABRAZOS, NO BALAZOS”

¿A dónde voy con todo esto?; pues a expresar mi más profundo rechazo a esa política exterior hipócrita que viene manejando el gobierno de la Cuarta Transformación, que pretende presentarse como una administración preocupada por las garantías individuales de nuestros paisanos en el extranjero, pero que en los hechos está resultando ser un fracaso a la hora de garantizarle estos mismos derechos a quienes residimos aquí.

En otros países, por mucho menos de lo que hemos registrado ya aquí en materia de asesinatos de alto impacto ligados al crimen organizado, ya hubieran caído dos o tres altos mandos, incluso con niveles de secretarios de estado.

Pero como aquí esto sería visto como un auténtico fracaso del gobierno en turno, pues ahí tiene usted que debemos seguir viendo a estos mismos personajes, presuntamente responsables de encabezar la lucha anti-crimen, con sus mentadas reunioncitas de planeación de lo que deberían estar haciendo desde hace muchos meses.

Todo indica, pues, que no hay todavía quien convenza a López Obrador de que su mentada estrategia del “abrazos, no balazos”, no pasó de ser una ocurrencia surgida al calor de la campaña electoral, y nada más.


APOYO A “NINIS”; PEOR QUE LA ESTAFA MAESTRA

Y por si esto no fuera ya suficiente carga de preocupación para AMLO y su clica, en el supuesto de que realmente muestren una poquita de preocupación ya teniendo el primer informe de trabajo (¿?) a la vuelta de la esquina, súmele ahora el escándalo de la mega transa en que se ha convertido el programa de mantenimiento de “ninis”, mal llamado “Jóvenes construyendo el futuro”.

Sí pues, ocurre que mientras por un lado el gobierno de la Cuarta Transformación suspendió el programa de apoyo para estancias infantiles a favor de madres trabajadoras, argumentando la ocurrencia de actos de corrupción al no existir muchos registros de niños que supuestamente hacían uso del referido programa, considerando entonces que se trataba de niños “fantasmas”, algo que además a la fecha  no ha sido demostrado con documentos oficiales, por otra parte ahora resulta que así está sucediendo con el padrón de jóvenes que supuestamente están recibiendo una beca mensual a cambio de capacitarse en algún empleo.

Lo mismo, pues, de lo que señalaban con índice de fuego que estaba ocurriendo en el caso de las estancias infantiles, y que, como le digo, jamás han podido demostrar con documentación oficial, así mismo ahora está documentado sí está sucediendo con el manejo de los 40 mil millones de pesos presupuestados este año para el programa “Jóvenes construyendo el futuro”, según una investigación a fondo realizada por Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad.

Pero además, fíjese usted que a la fecha no sólo ha sido detectado y confirmado que existe un padrón inflado de supuestos “ninis” que reciben sus 3 mil y feria de pesos mensuales con sólo registrarse en el programa y ser presumiblemente empleados por empresas para su capacitación, sino que también ha sido observado un extraño sub-ejercicio del presupuesto asignado, mismo que si llega la conclusión del año fiscal y no se ejerce, pasaría en un automático al fondo especial creado para que de éste disponga de manera discrecional el Prejidente de la República, es decir, si no se ejerce por completo esa lana, lo que sucederá entonces es que López Obrador tendrá la total libertad de hacer uso de éste para lo que mejor le venga en gana, en lo que es la famosa “partida secreta” de que dispone el Jefe del Ejecutivo.

En fin, estos de la Cuarta Transformación ya están como el serrucho, que friega de ida, y friega de vuelta, pues todo lo que no puedan “conejearse” mediante el programa de apoyo a “ninis”, pasará a manos de ya saben quién para sus mismos fines.


LO QUE FALTABA; HUACHICOLEO LEGISLATIVO

Griselda Soto y Alejandra López Noriega

Entrando en asuntos locales, vaya sorpresa la que nos llevamos, ya entrada la tarde del pasado martes, esto al observar dos comunicados de prensa donde un par de diputadas se adjudicaban la autoría de una propuesta de ley presentada ese mismo día ante el Congreso del Estado.

Se trata de la iniciativa denominada “Ley de Movilidad para Sonora”, misma que presentaron como suya tanto la diputada panista, Alejandra López Noriega, de quien teníamos información que estaba en proceso de elaboración de la misma, así como por la también legisladora, pero ésta por Morena, Griselda Lorena Soto Almada, de quien no existía el más remoto antecedente de que tuviera en preparación dicha propuesta.

Ahora sí que la gran sorpresa fue que la diputada Soto Almada, paisana navojoense, saliera con que también tenía una iniciativa orientada a la procuración de mejoras, tanto en materia de infraestructura urbana como de la prestación del servicio de transporte público, en un esquema integral que permita garantizar una movilidad más cómoda y segura para todos.

No por nada, pues, es que de volada la diputada López Noriega saltó a la palestra para denunciar que está siendo víctima de un “huachicoleo legislativo” a manos de su colega, la morenista Soto Almada, quien para acabarla de amolar, su propuesta consiste en un muy gacho “copy-page” de una ley similar que rige en Guanajuato.

Veremos, pues, a cuál de ambas iniciativas le ponen más atención en comisiones ahora que sean sometidas a revisión en el arranque de próximo periodo ordinario de sesiones, mismo que iniciará el día 1 de septiembre para concluir el 15 de diciembre venidero.

Huachicoleo legislativo”, lo que nos faltaba.


PONDRÁ LA MUESTRA HERMOSILLO

La instalación ya del primer Consejo Municipal Contra las Adicciones de Hermosillo, ocurrida el pasado martes, representa un paso importante para lo que será pronto la operación de un centro de desintoxicación, atención psicológica y educativa dirigido a niños y adolescentes que sean remitidos a alguna comandancia por incurrir en alguna falta.

El objetivo es, a decir de la alcaldesa, Célida Teresa López Cárdenas, que esta capital se convierta así en el primer municipio que etiquete, así, de manera específica, un monto determinado en su presupuesto para el tratamiento de niños y adolescentes con algún tipo de adicción, ya sea a algún tipo de droga o solventes, así como al alcohol.

Dicho centro, que ya está en proceso de construcción y que se espera poder ponerlo en operación antes de finalizar este año, dispondrá de lo necesario para atender a entre 90 y cien menores.

Sin duda un proyecto de alto impacto social, cuyos resultados podrán verse en un mediano plazo con una menor incidencia de hechos delictivos o infracciones donde la adicción a algún tipo de droga o alcohol sea factor determinante para ello.


UN MAMARRACHO EN FALDAS

Sergio Mayer

Qué escándalo se hizo con eso de que el pedante diputado federal por Morena, Sergio Mayer Bretón acudió a un evento social-artístico ataviado con larga falda negra, aunque eso sí, llevando saco negro formal, con el falaz argumento de que manifestaba así su solidaridad con la lucha de las feministas.

Pues qué esperaban de este mamarracho.

Y constante que lo de mamarracho no es porque se haya puesto falda, que finalmente es una prenda de vestir que puede usar quien le venga en gana y esté dispuesto a salir del closeth si se tratase de algún varón, sino al hecho mismo de que Mayer Bretón tenga que hacer el ridículo a fin de ganar reflectores y notoriedad, pues como legislador sigue siendo un esperpento político.

Lo cierto, a final de cuentas, es que Mayer Bretón lo que pretendía con esta ridícula vestimenta, es desviar la atención sobre los señalamientos que han hecho sus mismos compañeros de bancada, de Morena, en el sentido de que exige “moches” del 30% de los proyectos presupuestados para difusión y promoción de la cultura, comisión que preside precisamente el otrora bailarín exótico e integrante del grupo ochentero Garibaldi.

Aaahh, noticia de último minuto, el referido petimetre éste, decidió denunciar ante a FGR a su compañera de bancada morenista, Inés Parra Juárez por “falsas acusaciones” al decir que exige “moches” para aprobar proyectos en la comisión que preside.

Por el amor de Dios, que alguien le informe al idiota éste, que tanto él como su colega y compañera de partido tienen Fuero Constitucional, aunque digan lo contrario, y por lo tanto no proceden este tipo de denuncias que sólo sirven para maldita sea la cosa.

Hasta luego