Mexicana fue a recoger a su hija a El Paso, pero ya no regresó a Chihuahua

María Eugenia Legarreta Rothe viajo de Chihuahua a El Paso, Texas, sólo para recoger a su hija adolescente, Natalia, en el aeropuerto porque regresaba de un viaje que realizó.

Mientras el vuelo llegaba, decidió hacer tiempo en el Walmart de Cielo Vista para comprar algunos artículos para el hogar. Sin embargo, la madre e hija nunca pudieron encontrarse debido al tiroteo en el centro comercial.

La incertidumbre creció para la familia mexicana, quienes no conseguían información sobre el paradero de María Eugenia desde que se cometió el ataque.

Martha Legarreta, reconocida pintora y escultora chihuahuense, anunció a través de sus redes sociales que desconocían el paradero de su hermana, pero confiaban en que estaría retenida.

“Aún no aparece mi hermana pero todo indica que puede estar entre los detenidos dentro de las tiendas del área de la masacre”, escribió.

La ubicación del teléfono de María Eugenia daba esperanza a su familia, el celular estaba dentro del centro comercial; sin embargo, la familia fue informada que la mujer estaba dentro de la lista de las 20 personas muertas.

La familia Salas Porras Legarreta es reconocida en la ciudad de Chihuahua por diversos negocios del ramo restaurantero y ganadero.

Ante esta tragedia, familiares y amigos dieron a conocer que este domingo se realizará una oración en su memoria a las 19:00 horas en la capilla del Colegio Everest, de la capital de Chihuahua.

​Hasta el momento, los restos de María Eugenia siguen en custodia de las autoridades norteamericanas.

msn.com/es-mx/noticias