La economía de AMLO no es tan “moral”

“La conciencia es el mejor libro de moral que tenemos. Y el que se debe consultar con frecuencia”.

“Nosotros somos parte de ese movimiento y vamos a promoverlo cada vez más en el mundo para que prevalezca la ética, la moral, no sólo en la política, en la economía, en las finanzas”, AMLO

México.- El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador llevó a un nivel más, sus polémicas declaraciones. Ahora, hasta aseguró que define como «economía moral» el modelo que impulsa como alternativa al neoliberalismo y que si tenía tiempo hará un libro sobre el tema, que «básicamente tiene que ver con la honestidad», indicó.

Sin embargo, aunque se entiende, según el presidente, que una economía moral debe estar basada en la equidad y la justicia donde haya principios de la cooperación mutua, hay políticas de AMLO que no son tan morales como las siguientes:

Austeridad
Gracias a su idea de ser un país “austero”, se han violado derechos humanos de funcionarios o trabajadores del gobierno que han sido despedidos sin una liquidación. El caso de trabajadores de la agencia Notimex, quienes denunciaron que fueron engañados tras haber acordado con el presidente una liquidación al 100%, pero al final el gobierno rompió el acuerdo al que llegaron diciendo que no existía.

A este caso se suma el de los trabajadores del SAT, quienes denunciaron despidos masivos, bajo las mismas condiciones. Incluso aseguraron que había presiones para que renunciaran a sus cargos, tal y como se hizo con la Policía Federal. Otro caso en el que el gobierno los engañó, violando sus prestaciones además de hacer condicionada su integración a la Guardia Nacional (si no se integraban, tenían que firmar una renuncia y recibir sólo 4 mil pesos de finiquito por años de servicio).

Sus proyectos de infraestructura no contemplan impacto ambiental
A pesar de que existen diversos estudios que aseguran las afectaciones ambientales que el país sufriría a causa de los nuevos proyectos de AMLO, el presidente pretende seguir con ellos y evade el tema diciendo que tratan de sabotearlos. No obstante, el proyecto de la Refinería Dos Bocas impactará el consumo de agua de la población y generará mayores emisiones de contaminantes; esto, de acuerdo con el estudio realizado por la Agencia de Seguridad, Energía y Ambiente (ASEA). Además el director de la empresa textilera Novalan S.A. de C.V., Juan Ramón Morena Mitre, tramitó un amparo en contra de la construcción del Aeropuerto de Santa Lucía ya que esta no contaba con autorizaciones y estudios en materia de impacto ambiental. Por lo que el Tribunal consideró que si no se cuenta con los permisos, los riesgos podrían ser irreversibles para la sociedad.

De igual forma, la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) destacó su preocupación ante la construcción del Tren Maya y su posible afectación a la población, la biodiversidad y el aspecto cultural de la región.

Realmente poner atención al medio ambiente es ¿sabotaje legal?

Endeuda a los ciudadanos por capricho
A pesar del avance que llevaba la construcción del NAIM en Texcoco, AMLO optó por su cancelación diciendo que costará menos de 100 mil mdp y que incluso los ahorrara, por lo que es una total mentira, pues tan solo el saldo de bonos renegociados (4,200 mdd más 279 mdd por el primer año de intereses) representarían a precios de hoy más de 87,000 mdp. Y todavía faltarían intereses de ¡26 años más! Esto sin tomar en cuenta que la construcción del aeropuerto en Santa Lucía, está representando más gastos porque no se había planificado bien la obra y hasta se les apareció un cerro “sorpresa”.

Así, los recursos para liquidar la deuda contraída por la cancelación del aeropuerto de Texcoco provendrán de la Tarifa de Uso de Aeropuerto (TUA) que se cobra a los usuarios del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM). El monto anual de esta deuda será de 210.8 millones de dólares, equivalentes a 4 mil 24 millones de pesos, el cual se pagará hasta 2026.

Ante el terrible panorama de deslealtad y mentiras, el presidente critica que los gobiernos hayan abusado del erario para hacer negocios pero lo que él está haciendo debería llamarse realmente ¿economía moral?

Como dice el sabio Blaise Pascal: “La conciencia es el mejor libro de moral que tenemos. Y el que se debe consultar con frecuencia”.

contrapesociudadano.com