Del mesianismo al autoritarismo hay un paso

Dr. Shivago
dr_pin_shivago@hotmail.com 

Entiendo lo poco probable que resulta esperar que Andrés Manuel López Obrador acepte la ocurrencia de actos de corrupción o de conflictos de intereses al interior de su administración,  ya que eso sería como darse un balazo en su propio.

Pero hombre, ante lo evidente de los hechos, en serio que ganaría mucha confianza ciudadana si al menos aceptara una mínima posibilidad de que así esté sucediendo.

Vaya, si tan siquiera el Prejidente de México advirtiera que retomará el contenido de la renuncia del ex secretario de Hacienda, Carlos Manuel Urzúa Macías, donde establece la imposición de funcionarios que no tienen conocimiento de la Hacienda Pública y un patente conflicto de intereses, para el inicio de una investigación ante la presunción de actos de corrupción, con eso sería suficiente para abrigar una mínima esperanza de que se quiere hacer bien las cosas.

Es una realidad que no hay gobierno perfecto, por más que así se nos quiera hacer creer, pues el ser humano es corruptible y toda administración está integrada por personas, por seres humanos expuestos a dicha condición, de tal suerte que si un gobierno nos garantiza que “por decreto” ya no habrá más corrupción, es una gran mentira.

En lo particular prefiero un gobierno que, si bien afirme estar comprometido a combatir cualquier acto de corrupción, igual tenga la entereza y la honestidad para aceptar que tuvo colaboradores que le fallaron y que ya están sujetos a procesos.

Pero si contrario a eso, lo que escuchamos y vemos de parte de AMLO es ese aferre suyo de negar siquiera una mínima posibilidad de que alguno de sus funcionarios le haya jugado chueco, y que además insista sólo en satanizar a sus antecesores, viendo todo sólo en blanco y negro, eso sólo nos deja ver un mesianismo enfermizo que va encarrerado hacia el autoritarismo.

No existe ninguna prueba, ningún hecho; no hay ningún crédito de la banca de desarrollo entregado a ningún familiar, ninguna empresa, ningún funcionario. La banca de desarrollo en el periodo neoliberal se utilizaba para beneficiar a los allegados”, insistió ayer López Obrador defendiendo nuevamente la pureza inmaculada de su gobierno.

Para luego cerrar con que: eso ya no sucede en este gobierno, ¿qué otra cosa podría ser motivo de corrupción o nepotismo? El que se condonaran impuestos a empresas o personas cercanas a los gobernantes como sucedía en los gobiernos pasados.

El panorama es complicado y por demás preocupante.


BAJA CALIFORNIA COMO LABORATORIO POLÍTICO

Cuauhtémoc Cárdenas

Por cierto, clase de mensaje el mandado ayer también por el ex candidato Presidencial, Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano al referirse al tema del Congreso del Estado de Baja California donde sospechosamente una mayoría todavía panista decide sesionar y aprobar la ampliación en el periodo de mandato del próximo gobernador de Morena por esa entidad, Jaime Bonilla Valdez, extendiéndolo de dos a cinco años.

Pero antes déjeme ponerlo en antecedentes del caso.

Con la finalidad de hacer concurrentes los procesos electorales de Baja California con el resto de las entidades del país en el 2021, el Congreso del Estado de esa entidad había determinado desde el 2014 que el próximo periodo de gobierno, a definirse en las elecciones del 2 de junio pasado, fuera de dos y no de seis años.

Esta decisión de la pasada legislatura fue impugnada por personajes afines a los intereses de Morena y de quien sería más adelante su candidato a la gubernatura, es decir, por gente cercana al empresario Jaime Bonilla, logrando entonces que el Tribunal de Justicia Electoral de Baja California revirtiera tal fallo estableciendo que el próximo periodo, a iniciar en septiembre próximo, sería de seis años.

Sin embargo, el PAN decidió recurrir ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación para inconformarse por el fallo del Tribunal de Justicia Electoral de Baja California, obteniendo entonces un fallo a favor haciendo válido el cambio aprobado inicialmente por la legislatura estatal de reducir por esta ocasión a sólo dos años el periodo del próximo gobierno estatal.

Jaime Bonilla

Pero cuando ya todo parecía perdido para Bonilla Valdez, hoy gobernador electo, en el sentido de que tendría que conformarse con encabezar una administración de sólo dos años, sucedió lo increíble, lo nunca jamás esperado, y esto fue que la actual legislatura, ya a punto de concluir y con mayoría panista, decide nuevamente sesionar para imponer que la próxima administración estatal no sea de dos años, pero tampoco de seis, sino de cinco años, así como si esto fuera una decisión salomónica.

Al final, pues, una legislatura estatal pretende pasar por encima de un ordenamiento dado por una instancia electoral superior, como lo es el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (Tejpf).

Ahora lo que viene, de parte precisamente de las filas panistas cachanillas y de la dirigencia nacional, es iniciar un proceso de expulsión de los legisladores albiazules que hicieron posible esta marranada, se habla de una multimillonaria suma de dinero repartida entre los integrantes del Congreso del Estado de Baja California, pero a la vez, recurrir a una nueva impugnación, ahora ante la máxima instancia repartidora de justicia en nuestro país, la Suprema Corte de Justicia de la Nación, a fin de que termine de poner orden y establezca que el próximo gobierno en esa entidad tenga una duración de sólo dos años, y nada más.

Todo indica, pues, que a Bonilla Valdez no le alcanzarían esos dos años para recuperar la millonaria inversión realizada para cumplir su anhelo de ser gobernador, a pesar de violar también una serie de exigencias como era su residencia oficial en suelo mexicano e incluso su nacionalidad, ya que hace apenas un par de años despachaba como funcionario electo responsable del Distrito de Agua de Otay en Chula Vista, California, lo cual legalmente lo imposibilitaba para competir en otra elección del lado mexicano, pero en fin, usted ya se la sabe.


CÁRDENAS LE VE LAS OREJAS AL LOBO

Pero bueno, volviendo al punto inicial del mensaje que ayer mandó Cuauhtémoc Cárdenas, no me queda la menor duda que el destinatario del mismo lo fue nada más y nada menos que el prejidente López Obrador, con todo y que éste igual niegue que él o su gobierno haya intervenido en esa decisión tomada por el Congreso del Estado de Baja California.

En su cuenta de tuiter, (@c_cardemas_s) Cárdenas Solórzano escribió lo siguiente:

El Congreso de Baja California ha decidido vulnerar orden republicano y democrático. Ofende inteligencia, cae en ilegalidad y pierde total legitimidad al prolongar de 2 a 5 años el mandato del gobernador electo”.

¡¡Toma chango tu banana!!

Pero luego escribe también, haciendo un llamado:

Bajacalifornianos y todo aquel con capacidad para protestar legalmente debe hacerlo y demandar a las autoridades, y al Congreso federal, sanción para diputados locales que votaron por la prolongación de mandato, así como la desaparición del Congreso local de Baja California.

Aceptar esta prolongación de mandato abre riesgos de mayores ilegalidades y atropellos al mandato democrático en toda la República”.

Ojo en las últimas dos líneas del mensaje subido ayer a su cuenta de tuiter por parte de Cuauhtémoc Cárdenas.

Si lo que pretende advertir el máximo líder auténtico de la izquierda mexicana no es la posibilidad de que luego AMLO quiera hacer lo mismo para perpetuarse en el poder, como lo hicieron Chávez y Maduro en Venezuela, entonces no sé qué sea.

Aceptar esta prolongación de mandato abre riesgos de mayores ilegalidades y atropellos al mandato democrático en toda la República”, más claro, no se puede.

Cárdenas Solórzano ya le vio las orejas al lobo con este asunto del Congreso de Baja California, identificándolo como un laboratorio político para lo que luego pudiera venir en el plano nacional con una Cámara de Diputados y de Senadores afín y obediente a las directrices que les ordena su mesías salvador.

Aguas, pues, porque Cuauhtémoc, como le digo, ya le vio la orejas al lobo.


EXHIBIRÁ PETRA A JORGE TADDEI

Petra Santos y Jorge Taddei

Entrando al plano local, mire usted que no es por querer preocupar al virrey de Gansolandia en Sonora, el profe Jorge Luis Taddei Bringas, pero hay informes en el sentido de que doña Petra Santos Ortiz le anda armando una bienvenida alterna al prejidente López Obrador ahora que venga los primeros días de septiembre a suelo sonorense.

Ciertamente, en su soberbia Taddei Bringas quizás llegue a desestimar lo que tenga preparado la aguerrida líder social sanluisina y destituida ex delegada de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), pero como dijera el chapito aquel, ahora sí que en su salud lo hallará.

Concretamente Santos Ortiz planea encabezar una manifestación con gente a la cual ya venía atendiendo de viejas demandas de regularización de predios en zonas urbanas y rurales marginales, personas que, al ser sacada ella del cargo por grillas orquestadas por el profe Taddei, nuevamente quedaron en el limbo, lo cual no concuerda con la política de atención a las familias más vulnerables del país.

Para nadie es un secreto que Taddei Bringas no atiende asuntos ni siquiera de la delegación que le asignaron, la de Bienestar Social, antes Sedesol, mucho menos ha mostrado interés en darle seguimiento y cumplimiento a los procesos de regularización que dejó encaminados Petra Santos en la Sedatu.

Situación que además se replica en el resto de las delegaciones que supuestamente él coordina de manera sobrenatural, siendo todo en realidad un verdadero desastre, ya que de lo único que hace cuando acude a alguna de las delegaciones, es ordenar recortes de personal sin tomar en cuenta las responsabilidades que éste tiene y que se cumplan las formalidades debidas en materia de liquidaciones y demás prestaciones de ley.

De hecho es muy posible que la misma Petra Santos sea también quien represente a los centenares de burócratas despedidos sin justificación alguna por instrucciones directas de Taddei Bringas, de tal forma que la cosa podría ponerse interesante el día de la próxima visita del Peje López a tierras sonorenses.


PAREN LA ROTATIVA; EL GÜERITO RELOADED

Luis Ernesto Nieves

Antes de despedirnos recurrimos al angustioso grito de: “paren la rotativa, paren la rotativa”, y esto lo hacemos para informarle a usted del registro de Luis Ernesto “el Güerito” Nieves Robinson Bours como aspirante a la dirigencia del Comité Municipal del PAN, mismo que, por si usted no lo sabía, todavía existe en esta capital.

Yo quiero dirigir Acción Nacional en Hermosillo y para eso buscaré en un proceso interno, motivar a los panistas. Debemos volver a ser alternativa en el gobierno, la mejor de ellas, y recuperar posiciones en los Congreso, pero principalmente vamos con todo por la alcaldía de Hermosillo”, destacó enjundioso el afamado güerito, aunque eso último me dejó algo sacado de onda, pues ya no entendí si su registro era como aspirante a la dirigencia local del PAN, o bien, si ya estaba cantando que aprovechará esta posición para catapultar su anhelada candidatura a la alcaldía capitalina.

Digo, capaz que lo traicionó el subconsciente al susodicho.

Por cierto, ahí pa’ mañana le comentaré algo también sobre el necesario relevo en la dirigencia municipal del PRI, misma que al igual que la del PAN, dicen que ahí está, pero en los hechos es como si no existiera.

Hasta luego