Pemex saldrá de la crisis sólo si Hacienda la libera del pago de impuestos

Durante su ponencia en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales (FCPyS) de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), el Ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano recordó que desde el descubrimiento del campo de Cantarell, desde la década de los 80 se priorizó la exportación de hidrocarburos, debido a los ingresos, sobre la producción para uso interno.
A partir de ello, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) le impuso a Pemex un régimen fiscal en que debe pagar impuestos “por adelantado” al prever su producción en el presupuesto de cada año.

Ciudad de México, 14 de marzo (SinEmbargo).– A cuatro días del 81 aniversario de la Expropiación Petrolera, el Ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano aseguró que para que Petróleos Mexicanos (Pemex) emerja de la crisis la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) debe darle “autonomía presupuestal” para que tenga los recursos necesarios para invertir.

“Pemex no puede seguir siendo manejado por criterios de la Secretaría de Hacienda“, dijo durante su ponencia en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales (FCPyS) de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) frente a un grupo de petroleros.

“No puede seguir siendo una fuente de ingresos fiscales”.

Cárdenas enfatizó que “Pemex debe salir del presupuesto” y que pague sus impuestos como cualquier otra empresa.

Explicó que desde el descubrimiento del campo de Cantarell, desde la década de los 80 se priorizó la exportación de hidrocarburos, debido a los ingresos, sobre la producción para uso interno.

A partir de ello, Hacienda le impuso a Pemex un régimen fiscal en que debe pagar impuestos “por adelantado” al prever su producción en el presupuesto de cada año.

Asimismo, como parte de una nueva política petrolera, determinó la necesidad de una mayor inversión en tecnología y otros rubros para la exploración y explotación de hidrocarburos aprovechando campos de tierra en Tampico y Veracruz y aguas profundas, para frenar la “declinación acelerada” de la producción de barriles actualmente en un millón y medio diarios frente a los tres millones 400 mil de inicios de 2014.

Sobre la construcción de la nueva refinería en Dos Bocas, Cárdenas consideró que “vamos muy tarde” en las energías renovables, por lo que primero debe garantizarse el crecimiento de la producción petrolera para contar con materia prima de refinación y no importarla de mercados extranjeros.

También, pidió reformar el Consejo de Administración de Pemex para mejorar la relación entre sindicato y trabajadores.

En general, el Ingeniero afirmó que para combatir los principales problemas del país como falta de crecimiento económico, pobreza, desigualdad e inseguridad, “es indispensable” cambiar el modelo económico, e implementar la política petrolera que planteó, contraria al “desmantelamiento” de Pemex de los últimos 35 años.

Luis Zárate Cuevas, miembro del sindicato alterno Petromex, apoyado por el Ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas, expuso que el actual sindicalismo corporativista alienta la corrupción, autoritarismo y falta de democracia, por lo que es necesario un nuevo modelo sindical.

Planteó que en Petromex se pasará de la concentración absoluta de poder económico y político en un solo dirigente, el Secretario General y secretarios seccionarles, a un Consejo General de Gobierno para la toma de decisiones colectiva; del manejo opaco de los recursos económicos, a la creación de un órgano fiscalizador autónomo interno y transparencia del uso de cuotas; así como de un banco petrolero sujeto, a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores.

“El corporativismo es del pasado”, dijo Zárate. “Estamos rompiendo con el monopolio sindical que prevaleció por más de 80 años en México”.

Óscar Solórzano, otro de los fundadores del sindicato Petromex, cuestionó a los trabajadores petroleros presentes en la ponencia si habían escuchado alguna vez el timbre de la voz del Secretario General Carlos Romero Deschamps.

“No”, gritaron en coro. Han viajado a la Ciudad de México desde diversas secciones como Poza Rica, Minatitlán o Naranjos.

“Es indigno seguir manteniendo a un ser de esta naturaleza. Es una cuestión de justicia”, aseguró Solórzano.

Recordó que junto con Zárate, recorrieron las 36 secciones petroleras de México y encontraron reclamos sobre abuso sexual a mujeres a cambio de contratos o cobro de piso en las plataformas para laborar.

Por ello celebró que haya miles de petroleros dispuestos a luchar para recuperar Pemex, “la columna vertebral de nuestra economía”, y gozar de sus derechos laborales de la mano de Petromex, “pensado para la dignificación de trabajadores petroleros”.

En representación de la UNAM, Adán Arenas Becerril, del Centro de Estudios de Administración Pública, recordó que la Reforma Energética buscaba “desplazar” a Pemex de la cadena de valor de la industria petrolera para una mayor presencia de empresas privadas.

Pero contrario a las expectativas de esta reforma, expuso basado en un informe de la Auditoría Superior de la Federación (ASF), la producción de hidrocarburos cayó un 22 por ciento de 2013 a 2017, por lo que las metas de más crecimiento económico no han sido posibles.

Ante estos resultados, enfatizó que la UNAM planteó en un Plan de Desarrollo la necesidad de una transición a energías renovables para apuntalar la soberanía energética del país.

sinembargo.mx