Cae ‘El Muletas’, operador del cártel de Sinaloa en Puebla

Elementos de la Policía Federal en coordinación con el Ejército capturaron en el estado de Puebla a Luis Enrique Gamboa SosaEl Muletas, presunto integrante del grupo criminal Gente Nueva del Tigre que opera para el cártel de Sinaloa en Chihuahua, y quien está involucrado en diversas desapariciones.

La detención derivó de trabajos de gabinete y campo desarrollados por elementos de la División de Inteligencia de la PF, quienes lograron localizar al supuesto coordinador de la logística de dicha organización, para el trasiego de droga hacia Estados Unidos.

De acuerdo con investigaciones, en 2010, Luis Enrique era considerado como segundo al mando en la coordinación de las actividades delictivas del nuevo cártel de Juárez en el estado de Chihuahua.

Su hermano, César Raúl Gamboa SosaEl Cabo o El Tigre, era el presunto coordinador que encabezaba las actividades criminales hasta el 2017, año en que murió derivado de un enfrentamiento con grupos rivales. Ambos se pasaron del lado del cártel de Sinaloa.

Junto con un tercer hermano se perfilaron en esos años como los principales generadores de violencia y desapariciones en los municipios de San Francisco de Borja, Carichi, Gran Morelos, Cusihuiriachi y Ciudad Cuauhtémoc, en el estado de Chihuahua.

El Muletas aparentemente se encuentra relacionado con diversos enfrentamientos y homicidios de integrantes de grupos delictivos contrarios, a fin de controlar el trasiego de mariguana y cocaína a gran escala procedente de Colombia, la cual era enviada a los municipios Guachochi y Ciudad Juárez, Chihuahua, con destino final al Paso, Texas.

Tras recabar información y en colaboración con la Sedena se cumplimentó una orden de cateo liberada por el juez Segundo de Control de Técnicas de Investigación, Arraigo e Intervención de Comunicaciones con residencia en la Ciudad de México, por lo que se desplegó un operativo en el municipio de Tehuacán, Puebla, donde utilizaba otro nombre con el fin de no ser identificado y evadir de esta forma a la autoridad. Fue detenido junto con una mujer identificada como su pareja sentimental.

A los detenidos se les aseguraron dos bolsas de plástico, en la primera se encontraron sobres pequeños de plástico con polvo blanco con las características propias de la cocaína con un peso aproximado de 300 gramos, mientras que en la segunda se hallaron 44 dosis de una sustancia sólida de color blanco con las características propias de la droga conocida como cristal.

Milenio