Custodios ignoran durante seis horas muerte de reclusa

Los custodios de la cárcel de Nevada, en el condado de Mineral, Estados Unidos, ignoraron durante seis horas la muerte de una mujer recluida por no atender sus múltiples multas de tránsito.

Kelly Coitrain, de 27 años, informó que necesitaba medicamentos, pero tras su detención, los policías no le permitieron tomarlas, sufriendo convulsiones.

Luego de que vomitó, los custodios la obligaron a limpiar, sin atenderla médicamente. Por los monitores de la celda, vieron que Coitrain sufrió más ataques hasta que dejó de moverse.

Fue hasta seis horas después que un empleado ingresó a verla y aunque constató que ya no se movía, no solicitó auxilio médico, razón por la cual dichas autoridades son acusadas de violar múltiples políticas cuando le negaron atención médica, en tanto que la familia de la joven interpuso una denuncia por homicidio culposo.

“(El personal de la cárcel) sabía que Kelly Coltrain había permanecido durante días en la cárcel, en la cama, enterrada debajo de las mantas, vomitando varias veces, rechazando las comidas, temblando y casi nunca moviéndose”, escribieron los abogados Terri Keyser-Cooper y Kerry Doyle.

La muerte de Kelly ocurrió en julio de 2017, sin embargo, apenas se entregaron 300 hojas de expediente del caso.

lopezdoriga.com