Políticos estadounidenses rinden homenaje a John McCain

Familiares, amigos, aliados e incluso adversarios, dieron este lunes el último adios y presentar sus respetos a John McCain. Político de la vieja escuela y héroe de guerra, Operation Maverick, como era conocido, dejó una profunda huella en todas aquellas personas con las que convivió.

Lindsey Graham, senador republicano por Carolina del Sur, le recordó con risas y lágrimas, señalando que “me enseñó el honor y la imperfección están siempre en competencia. No lloro por un hombre perfecto. Lloro por un hombre que tuvo honor y siempre estaba dispuesto a admitir sus imperfecciones”.

Durante la sesión del miércoles, Joe Manchin, senador de Virginia del Oeste, se paró detrás del escritorio que utilizó McCain, besó sus dedos y el mueble de madera. A esto se sumaron muestras de aprecios de otros políticos.

Graham también recordó la altura política mostrada por McCain, quien llegó a defender a Obama incluso cuando era su rival por la presidencia, señalando que era un hombre decente y aceptando que pasada la elección era su presidente.

Las loas también vinieron del lado demócrata. Por ejemplo, Chris Coons, senador por Delaware, dijo que su compañero por Arizona “era un tesoro y un reto”.

El funeral de McCain se lleva a cabo en la ciudad de Phoenix, mientras su cuerpo se encuentra resguardado en el capitolio del estado, tras lo cual se llevará el viernes a Washington para la ceremonia fúnebre.

Uno de los grandes ausentes en este proceso será Donald Trump, quien enviará representantes de su gobierno a la ceremonia luctuosa. Conocidos por su agria rivalidad, el presidente honrará el último deseo de McCain, quien pidió no a acudiera a su funeral.

lopezdoriga.com