Demandarán al polémico sheriff Arpaio en EU

nota arpagio

nota arpagioFiscales federales estadunidenses anunciaron hoy que presentarán cargos por “desacato criminal” en contra del polémico sheriff del condado de Maricopa, Joe Arpaio, por violar las órdenes de la Corte de suspender sus redadas migratorias.

La medida expondría a Arpaio a una posible sentencia de cárcel o una multa, y se anuncia a 28 días de las elecciones del 8 de noviembre próximo, en las que el sheriff, de 84 años, busca su séptima reelección en el cargo.

Representantes del Departamento de Justicia anunciaron sus intenciones de acusar de “desacato criminal” a Arpaio -quien ya fue declarado culpable de usar el perfil racial en sus redadas- en una audiencia realizada este martes en una Corte Federal de Phoenix.

La jueza federal Susan Bolton pidió a los fiscales el escribir, para mañana miércoles, la orden en la que argumenten la acusación, a fin de firmarla.

La orden motivará que se presenten entonces formalmente los cargos y servirá para que el caso contra el sheriff continúe adelante.

John Keller, abogado del Departamento de Justicia de Estados Unidos, dijo que el gobierno seguirá investigando acusaciones adicionales contra Arpaio, además de dos de sus subalternos y un abogado defensor por ocultar la evidencia y, por lo tanto, incurrir en obstrucción de la justicia.

Sin embargo, aclaró que no seguirá adelante con un caso criminal en este momento.

Keller explicó que se pudo ya haber rebasado el estatus de prescripción, lo que dejaría afuera otras acusaciones contra Arpaio y los otros tres.

En agosto pasado, el juez federal Snow Murray refirió a Arpaio, a su subjefe en la Oficina del Sheriff, Jerry Sheridan; al capitán Steve Bailey y al abogado defensor Michele Lafrate a ser acusados de desacato a la Corte.

Las acusaciones de desacato contra Arpaio se derivan de una orden emitida por una corte federal en diciembre de 2011, en la que se le prohibió que la Oficina del Sheriff y sus agentes continuaran efectuando redadas para aplicar la ley federal de inmigración, luego de haberse determinado que esa corporación incurría en perfil racial.

Sin embargo, tras recibir evidencias y testimonios de que el sheriff había fallado en seguir las disposiciones de la Corte, el juez Murray decidió a principios de 2015, celebrar audiencias para determinar si había existido desacato o no de parte de Arpaio.

Las audiencias, en las que comparecieron múltiples testigos, condujeron al juez a recomendar cargos de desacato contra Arpaio y sus subalternos, además del abogado defensor.

Las conclusiones del juez Murray fueron turnadas para su revisión a la juez Bolton, quien este martes encabezó la primera audiencia para ello.

xeu.com.mx